Frases de Jesús

Si Jesús no estuviese...

Si Jesús no estuviese a mi lado para guiar mis pasos todos los días, no sé qué sería de mi vida.

Jesús amado...

Jesús amado, no me queda más que agradecerte por todo, pues tú has guiado mi vida y la has llenado de amor y alegría.

Con las enseñanzas de Jesús...

Con las enseñanzas de Jesús solo hay un camino, ¡convertirte en una persona mejor!

Llevo a Jesús en mi...

Llevo a Jesús en mi corazón, es mi guía y mi consuelo, mi mejor compañero.

Para mi, Jesús es el mayor...

Para mi, Jesús es el mayor ejemplo a seguir, es inspiración y admiración, y por él siento la mayor gratitud.

Querido Jesús...

Querido Jesús, espero sepas que te tengo presente en cada uno de mis días y en cada una de mis decisiones.

En Jesús podemos ver...

En Jesús podemos ver la bondad del hombre, ¡aprendamos de él!

Jesús es ese ideal...

Jesús es ese ideal perfecto que tenemos que seguir para vencer cualquier inconveniencia con calma y serenidad.

Jesús reina en mi casa...

Jesús reina en mi casa, en mi vida y en cada uno de mis actos.

Jesús nos enseñó a amar...

Jesús nos enseñó a amar a los demás como a nosotros mismos, por eso debemos amarnos mucho, para poder dar lo mismo.

Jesús fue y es una inspiración...

Jesús fue y es una inspiración para todos los que soñamos y creemos en que podemos ser mejores personas.

Tú eres la claridad que ilumina mi mente...

Querido Jesús, tú eres la claridad que ilumina mi mente y mis decisiones, gracias por todo.

Siempre estas a mi lado...

Nunca te escuché, nunca te vi, nunca pude o podré confirmar tu presencia, pero tengo la seguridad de que siempre estas a mi lado, Jesús amado.



A tu lado...

A tu lado, Jesús mío, aprendí muchas cosas, especialmente a hacer todo con una buena voluntad y esfuerzo para lograr el éxito.

Sé que sigo el buen camino...

Sé que sigo el buen camino, porque aprendo del más bondadoso de todos los hombres, nuestro Señor Jesús.

Confío en mi para salir...

Confío en mi para salir adelante en la vida, y en Jesús pongo mis esperanzas.

Prometo dar lo mejor de mi...

Jesús, toda mi felicidad es gracias a ti, te prometo dar lo mejor de mí para que nunca te alejes de mi lado.

Un camino de paz y tranquilidad...

Jesús, te seguiré hacia todos lados de ojos cerrados porque eres la luz divina que guía mis pisadas por un camino de paz y tranquilidad.

Todo lo que tengo...

Todo lo que tengo lo he conseguido sin olvidarme de que Jesús es mi salvador.

Hay algo en lo que siempre...

Hay algo en lo que siempre puedo confiar y que sé que no me fallará, ¡la palabra de Jesús!