Frases de Reflexión

No existen metas...

No existen metas imposibles para aquellos que siempre demuestran fuerza de voluntad.

La vida es...

La vida es una aventura que tenemos el privilegio de disfrutar.

En todo mal que trata...

En todo mal que trata de destruirme yo me fortalezco, y si caigo nunca me quedo vencida.

Todos son rápidos para...

Todos son rápidos para juzgar y opinar sobre la vida de los demás, pero son ciegos y mudos para su propia vida.

Me quiero así como...

Me quiero así como soy, y todo lo que hago es por mí y no por los otros.

Confíe en que las grandes...

Confíe en que las grandes batallas, ¡son dadas a las personas de gran carácter!

La compasión hay que cultivarla...

La compasión hay que cultivarla porque cada persona siempre va a dar lo máximo que tiene.

Ámate lo suficiente como para...

Ámate lo suficiente como para poder amar a quienes te rodean.

Mantener siempre la cabeza...

Mantener siempre la cabeza erguida es el secreto de los vencedores.

No sé lo que pasará mañana...

No sé lo que pasará mañana,
por eso solo me centro
en pensar en el ahora.

Cuando aprendemos a...

Cuando aprendemos a sonreírle a la vida, ¡nada ni nadie nos consigue robar la alegría de vivir!

Todo lo que hagas desde...

Todo lo que hagas desde
la bondad y el corazón,
te dará la satisfacción de
saber que hiciste lo mejor.

En la vida hay momentos...

En la vida hay momentos
difíciles y otros agradables,
¡Y de ambos siempre
aprenderemos algo!

Me he dado cuenta de...

Me he dado cuenta de
que soy mucho más feliz
desde que no escucho a
aquellos que tienen algo
malo que decir sobre mi.

La prosperidad es...

La prosperidad es solo
el resultado de tu gran
esfuerzo y dedicación.

No importa cuánto tiempo...

No importa cuánto tiempo
pase, una traición es muy
difícil de olvidar.

Una buena conversación...

Una buena conversación
puede enriquecernos tanto
como la lectura de un libro.

La humildad puede...

La humildad puede
llevarte lejos, sin olvidar
quien eres y hasta donde
puedes llegar.

Estar presente para nuestros...

Estar presente para
nuestros seres queridos
siempre que lo necesiten,
es un gesto muy hermoso,
que debemos hacer más.

Reflexionar sobre lo que...

Reflexionar sobre lo que
vamos a decir antes de
decirlo puede ahorrarle
muchos disgustos a
quien tenemos delante.