Frases para Bodas

En una boda hay...

En una boda hay de todo,
flores, champaña, bailes,
pero lo que definitivamente
debe sobrar es amor.

Una boda...

Una boda muy esperada
se celebra el día de hoy,
¡Y yo quiero estar presente
en ese felices para siempre!

Nuestra boda...

Nuestra boda es mucho más
que una fiesta, ¡Es el inicio de
toda una vida que juntos!

Sé que debería...

Sé que debería sentir nervios
porque se acerca nuestra boda,
pero te imagino dándome la mano,
y me siento la persona más feliz.

Mi amor, he imaginado...

Mi amor, he imaginado
este momento junto
a ti mil y una veces,
y por fin está aquí,
¡será una boda de ensueño!

Sabes lo que significa...

Sabes lo que significa
esta boda para mi,
y todo el amor
que siento por ti.

Las ganas que tengo de...

Las ganas que tengo de
que llegue nuestra boda
son exactamente iguales
al amor que siento por ti,
o sea, ¡infinitas!

Nunca tuve tanta seguridad...

Nunca tuve tanta seguridad
en algo como la tengo con esto,
mi amor. ¡Qué ganas de que
llegue nuestra boda!

Solo podrás saber que...

Solo podrás saber que
se siente el día de tu boda
cuando llegue el momento,
pues es un sentimiento
que no se puede describir.

Contigo aprendí a amar...

Contigo aprendí a amar,
a soñar en grande, y a
sonreír por todo. ¡Cuento
los días para que sea así
por siempre!

No puedo esperar más...

¡No puedo esperar más
para dar el sí, quiero,
y pasar mi vida contigo!

Ha llegado el gran día...

Ha llegado el gran día, mi amor.
Sé que será perfecto,
pues estaremos tú, yo,
y todos aquellos que
nos aman y que amamos.

Nuestra vida juntos...

Nuestra vida juntos
comenzó hace tiempo,
¡con el matrimonio solo
estamos consolidándola!

Me caso con la persona...

Me caso con la persona
a la que amo, y eso
quiere decir que ha
llegado el momento
en que mi sueño
se hará realidad.

Me han dicho que...

Me han dicho que
solo hay que decir
que sí una vez, pero
yo quiero repetírtelo
cientos de veces.

Tomados de la mano estuvimos...

Tomados de la mano estuvimos
cuando decidimos salir por primera
vez, y ahora estaremos igual, pero
por toda la vida. ¡Te amo!

Mi corazón se acelera...

Mi corazón se acelera
solo de imaginarte en el
altar esperando por mí,
y que juntos digamos que sí.

No hay nada más bello...

No puedo pensar en otra
cosa que no sea en el
momento en que diré:
Sí, quiero.

La eternidad parece...

La eternidad parece poco
si tengo tu amor todos
los días de mi vida.

Si durante lo que me...

Si durante lo que me
queda de vida siento
simplemente una décima
parte de la felicidad que
siento hoy por casarme
contigo, ya habrá
valido la pena.